¿Qué es un blog? Definición y ejemplos de blogging. 

Por blog se entiende la escritura, la fotografía y otros medios autopublicados en Internet. Comenzó como una oportunidad para que los particulares escribieran entradas de estilo diario, pero desde entonces se ha incorporado a los sitios web de muchas empresas. Los blogs se caracterizan por las actualizaciones frecuentes, el lenguaje informal y la posibilidad de que los lectores participen y entablen una conversación. A continuación le explicamos qué es un blog, por qué es tan popular y le damos consejos para crear su propio blog.

¿Qué es un blog?

La palabra blog es en realidad una forma abreviada de su nombre original, «weblog». Estos weblogs permitían a los primeros usuarios de Internet «registrar» los detalles de su día en entradas de estilo diario. Los blogs suelen permitir a los lectores hacer comentarios, por lo que, a medida que se hicieron más comunes, surgieron comunidades en torno a los blogs más populares.

Nota: El contenido de los blogs varía considerablemente. Por ejemplo, los blogs de viajes pueden incluir muchas fotos y pocos pasajes escritos, mientras que los blogs políticos pueden ser muy prolijos en sus comentarios sobre las noticias del día. La popularidad de YouTube y sitios similares también ha dado lugar a los blogs de vídeo, o «vlogging».

Como la mayoría de las innovaciones basadas en Internet, muchos empresarios vieron el potencial de marketing de tener un blog, y la adopción del blogging entre la comunidad empresarial contribuyó a aumentar aún más la popularidad de este medio. Un blog no solo puede servir para comercializar una empresa, sino que también puede convertirse en un negocio en sí mismo.

Cómo funciona un blog

Escribir un blog es tan sencillo como obtener un sitio web y publicar contenidos originales en él. Los blogueros con conocimientos técnicos pueden comprar un nombre de dominio y crear ellos mismos el sitio web. Los que tengan menos conocimientos de HTML pueden crear una cuenta en sitios como WordPress, que simplifican el proceso de diseño y publicación web.

Los blogs suelen ser sitios web sencillos. Los artículos más antiguos pueden estar archivados en secciones separadas del sitio, y puede haber una página separada con información de contacto o una biografía, pero el blog en sí suele ser una sola página por la que se puede desplazar, similar al feed de noticias de las redes sociales como Facebook. Al igual que en Facebook, un blog muestra los contenidos más recientes en la parte superior de la página.

Nota: Todas las entradas de un blog suelen ser creadas por un único autor. Sin embargo, cuando una empresa u organización mantiene un blog, puede pagar por su contenido, ya sea contratando a un equipo de redactores o comprando contenidos para publicar.

Otra característica única de los blogs es el interlinking. Esto ocurre cuando un bloguero enlaza con el blog de otra persona dentro de su propia entrada. Por ejemplo, si un profesor de música tiene un blog y escribe una entrada sobre cómo formar un acorde, puede enlazar con el blog de un músico para mostrar un ejemplo de los acordes en acción. Un bloguero político puede enlazar con otro blog de política y luego comentar su acuerdo o desacuerdo con una entrada de ese blog. Los enlaces, junto con la sección de comentarios, fomentan el sentido de comunidad que hace únicos a los blogs.

Blogging frente a sitios web tradicionales

Blogs Páginas web
Actualizaciones frecuentes Contenidos en gran medida perennes
Permite la participación del lector Comunicación unidireccional

Algunas personas confunden un blog con un sitio web. Parte de la confusión proviene del hecho de que muchas empresas utilizan ambos, normalmente añadiendo una sección de blog al sitio web de la empresa. Sin embargo, hay dos características de un blog que lo diferencian de un sitio web tradicional.

En primer lugar, los blogs se actualizan con frecuencia. Ya se trate de un blog de madres en el que una mujer comparte sus aventuras como madre, de un blog gastronómico en el que se comparten nuevas recetas o de una empresa que actualiza sus servicios, en los blogs se añaden nuevos contenidos varias veces a la semana. Los sitios web pueden tener ocasionalmente información nueva, pero en su mayor parte ofrecen información estática que rara vez cambia.

En segundo lugar, los blogs permiten la participación de los lectores. Los blogs y las cuentas de redes sociales suelen ir de la mano porque tienen un propósito similar de conectar a una audiencia entre sí y con el creador de contenidos. Algunos sitios web pueden incorporar funciones que permiten la conversación, pero, en general, un blog permite más conversación e interacción que un sitio web tradicional.

Pros y contras de los blogs

Pros

  • Bueno para SEO
  • Mantiene la comunicación con los clientes
  • Relación con los clientes
  • Generar ingresos alternativos

Contras

  • Lleva mucho tiempo
  • Requiere constantemente nuevas ideas
  • El pago se retrasa
  • Los blogs por sí solos no generan ingresos

Explicación de los pros

  • Bueno para el SEO: A los motores de búsqueda les encantan los contenidos nuevos y, por eso, los blogs son una gran herramienta de optimización para motores de búsqueda (SEO). Una característica que define a los blogs es la frecuencia con la que se actualizan, y ese contenido fresco ayuda a mejorar el rendimiento SEO de un sitio web.
  • Mantiene la comunicación con los clientes: Las entradas de blog pueden mantener a tus clientes al día de lo que ocurre, informarles de nuevas ofertas y darles consejos. Cuanto mayor sea la frecuencia con la que publiques contenido útil, mayor será la frecuencia con la que un cliente visite tu blog y más probable será que gaste dinero.
  • Fomenta la relación con los clientes: Un blog no sólo le permite mostrar lo que sabe -aumentando su experiencia y credibilidad-, sino que la gente también puede publicar comentarios e interactuar con usted. Esto permite a los clientes conocerte y, con suerte, entablar relaciones que se conviertan en compras.
  • Generar ingresos alternativos: Los blogs de éxito pueden ganar dinero por sí mismos. Junto con tu producto o servicio, los blogs pueden generar ingresos de fuentes alternativas como la publicidad y los productos de afiliación.

Nota: Escribir un blog es flexible y portátil, lo que lo convierte en una gran opción para las personas que quieren ser un empresario de estilo de vida.

Los contras explicados

  • Requiere mucho tiempo: El éxito de los blogs radica en que la gente vuelva, y sólo vuelven cuando hay cosas nuevas que leer. Eso significa que los blogueros necesitan generar contenido al menos varias veces a la semana para ser eficaces a la hora de captar lectores y aumentar el SEO.
  • Requiere ideas frescas constantemente: Publicar varias veces por semana no será beneficioso si las ideas no son frescas y atractivas. Puede ser agotador conceptualizar y ejecutar constantemente contenido fresco. La buena noticia es que no tiene que hacerlo todo usted mismo. Puede tener escritores invitados o contratar a profesionales independientes. Otra opción es recopilar contenidos de otros. Puedes comprar contenido PLR (Private Label Right) y modificarlo para tu blog.
  • La rentabilidad se retrasa: Una de las mayores frustraciones de los blogs es que requieren mucho tiempo y al principio dan pocos frutos. Se tarda tiempo en conseguir lectores e impulso.
  • Escribir un blog por sí solo no genera ingresos: Antes, publicar un artículo bastaba para generar tráfico e ingresos. Hoy en día, un blog de éxito necesita marketing por correo electrónico, ventajas adicionales, como actualizaciones de contenido, y una red social comprometida, como un grupo de Facebook.

Requisitos para un blog

La buena noticia es que crear un blog o añadirlo a su sitio web es relativamente fácil y asequible. Todo lo que tienes que hacer es seguir estos cuatro pasos.

Configurar el blog

Hay opciones de blog gratuitas, como WordPress y Blogger, pero para mantener el control y una imagen profesional, plantéate invertir en un nombre de dominio y un servicio de alojamiento. Puedes instalar WordPress u otro sistema de gestión de contenidos en tu host si no quieres crear todo el sitio desde cero.

Añadir contenido

Una vez que su blog esté en funcionamiento, debe mantenerlo activo con nuevos contenidos para hacer crecer su negocio. Desarrolle un calendario fijo para escribir y publicar artículos en el blog. Crea un calendario de contenidos para saber en todo momento qué vas a publicar.

Mercado

Como cualquier otra idea de negocio, el éxito depende del marketing y de hacer llegar el mensaje al mercado objetivo. Las aplicaciones de redes sociales, las listas de correo electrónico y los contactos con otros blogueros, podcasters y medios de comunicación son excelentes formas de llegar a tu mercado. Reutiliza el contenido de tu blog para promocionar tu negocio en distintas plataformas, por ejemplo, utilizando citas en tus perfiles de Twitter o Instagram, o creando un vídeo de tu artículo para compartirlo en YouTube.

Añadir fuentes de ingresos

Aunque tu blog puede complementar un negocio ya existente, también es una forma estupenda de añadir fuentes de ingresos adicionales a tu negocio en casa. Puedes promocionar productos y servicios de otras empresas mediante el marketing de afiliación. Puedes hacer publicidad o introducir redes publicitarias, como AdSense, en tu blog. Si tienes un negocio de servicios que estás promocionando con tu blog, puedes crear tus propios productos de información para complementarlo. O, si tienes tu propio producto, puedes ofrecer un servicio.

Principales conclusiones

  • Blogging es una versión abreviada de «weblog», que comenzó como una especie de diario para los primeros usuarios de Internet.
  • El blogging moderno es un medio expansivo que incorpora palabras escritas, fotografía, vídeos y todo tipo de temas.
  • Las empresas pueden utilizar los blogs para atraer clientes a su sitio web, aumentar el rendimiento SEO o generar fuentes de ingresos alternativas.
  • Los blogs son diferentes de los sitios web tradicionales porque se actualizan con frecuencia y facilitan la interacción entre el público y el creador de contenidos.